jueves, 11 de noviembre de 2010

SUMMERTIME


Siento un lento pero seguro despertar de una pasión por Katharine Hepburn. Cada película que veo con ella me hundo un poco más en su voz y gestos. No me rescaten.

2 comentarios: